motivación - Tekus

Para la construcción de un excelente clima laboral es necesario entender los comportamientos de cada integrante del equipo, como también hacer un ejercicio de reflexión sobre cómo nos proyectamos.

Es importante reforzar las relaciones de trabajo e incentivar los procesos internos para fortalecer una cultura organizacional enmarcada en los procesos de transformación digital. Todas las empresas buscan tener un excelente equipo de trabajo, pero es necesario que cada profesional aprenda y reflexione sobre cómo labora, cuáles son sus comportamientos y cómo puede mejorar para beneficiar el trabajo en grupo y los resultados de calidad. 

Por esta razón, utilizamos los cuatro acuerdos del libro de Miguel Ruiz para explicar cómo puedes crecer a nivel personal para convertirte en un excelente profesional. Durante el trabajo, se pueden presentar diferencias y malentendidos, es necesario reforzar la comunicación y hacer ejercicios de  autoevaluación para sobrellevar cada situación y entregar un trabajo tranquilo y eficiente.  

Sé impecable con tus palabras

Las palabras tienen poder y pueden jugar un papel importante dentro de nuestra mente. Si cada día nos llenamos de palabras negativas “no puedo” “no soy capaz” “no puedo lograrlo” puede crear una connotación en la forma cómo nos reflejamos y trabajamos.  

De acuerdo al libro de los cuatro acuerdos de Miguel Ruiz, las palabras pueden transformar o destruir una persona o incluso puede limitar a uno mismo de ciertas acciones. En tanto la connotación emocional que puede tener, que transforma y cambia el pensamiento de las personas.  

En el caso de los líderes de las empresas, esto es fundamental porque deben ejercer un enfoque de liderazgo integrador para expresar palabras que motiven y guíen  para cultivar una cultura organizacional y orientar sobre cómo se desarrollan los procesos internos.  

Desde cada persona, también se debe tener control porque se puede herir a un compañero durante desacuerdo y crear un quiebre dentro del equipo de trabajo. Por eso, es necesario ser consciente y crear buenos espacios de convivencia.  

No te tomes nada personalmente 

Independiente de la situación, lo que las personas piensen, hagan o digan no se debe tomar de forma personal. Son nuestros pensamientos los que controlan las reacciones y la forma de actuar de cada uno. Muchas veces son malentendidos o comportamientos del otro que se salen de nuestro control. 

En ocasiones nos hacemos la idea de que lo que nos dicen o lo que sucede a nuestro alrededor está relacionado con nosotros, pero tenemos que comprender que cada cabeza es un mundo y cada quién puede estar viviendo alguna situación en específico. Tenemos que desarrollar nuestra inteligencia emocional para separar contextos y acciones, y así comprender qué es lo que de verdad está sucediendo.  

En un ambiente laboral las críticas constructivas y comentarios del equipo se pueden malinterpretar y situar en un escenario personal. Por esta razón, recomendamos tener un pensamiento objetivo y la mente abierta cuando estamos en proceso de retroalimentación, todo es para un proceso de mejora y mayor eficacia en la entrega de trabajos.  

No hagas suposiciones

La comunicación asertiva es una habilidad que se debe reforzar dentro de las empresas, porque es la base para el buen funcionamiento interno. Puede pasar que dentro del equipo de trabajo por no preguntar o aclarar dudas se creen confusiones más adelantes del trabajo.  

Aquí el papel de los líderes es importante, porque es necesario crear espacios de interacción y de confianza para promover una comunicación abierta. Conocer cada colaborador y sus capacidades logra un ambiente que se presta para el diálogo, creación de ideas y la búsqueda de soluciones.  

Las suposiciones son la muestra de miedos e inseguridades, como se menciona en el libro, hemos creado el concepto de que hacer preguntas es peligroso y no cuestionarnos lo que de verdad está pasando alimenta la desinformación. La única forma de evitar esto es preguntar y que el tema laboral todos estén en la misma página y los objetivos que se quieren alcanzar estén claros para su cumplimiento. 

Haz siempre lo máximo que puedas

Este último es la suma de los tres acuerdos anteriores, lo importantes que cada persona evalúe su proceso y capacidades para entregar un trabajo excelente y eficiente.  

Independiente del resultado, cada persona se compromete a entregar lo mejor sin exceder límites, con la mejor actitud y disposición se puede hacer una gran labor y alcanzar los objetivos personales como los de trabajo.  

Si las acciones se hacen por motivación y sentido de pertenencia con la empresa, se esperan consecuencias positivas y se puede alcanzar incluso mejores resultados en el trabajo. Es convertir el ambiente de trabajo en una oportunidad de crear ideas, hacer cambios y vivir en plenitud. 

Desde Tekus creemos que los resultados son importantes, pero nos encargamos de impulsar el potencial y las capacidades de cada uno de los colaboradores. Transformar el trabajo en un espacio para crecer, equivocarse, hacer preguntas y aprender que inciden en el cumplimiento de las metas de la compañía.  

Fragmento a destacar del libro de los cuatro acuerdos: “El día que dejes de hacer suposiciones, te comunicarás con habilidad y claridad, libre de veneno emocional. Cuando ya no hagas suposiciones, tus palabras se volverán impecables” 

Fragmento a destacar del libro de los cuatro acuerdos: “Cuando te acostumbres a no tomarte nada personalmente, no necesitarás depositar tu confianza en lo que hagan o digan los demás. Bastará con que confíes en ti mismo para elegir con responsabilidad. Nunca eres responsable de los actos de los demás; sólo eres responsable de ti mismo”.